Los puntos fuertes de la última sesión del HCD

Ayer a la tarde, en una sesión que duró más de tres horas, se trató un temario de 15 puntos. Repasamos los proyectos más importantes:

 

Programa de formación y concientización para el parto y nacimiento respetado

El proyecto fue presentado por el oficialismo el 18 de junio y había sido pasado a la Comisión de Salud para ser perfeccionado. Luego de algunas modificaciones, ayer fue aprobado unánimemente.

Según Unicef, el término ‘parto respetado’ hace referencia al respeto a los derechos de las madres, los niños y niñas y sus familias en el momento del nacimiento. Promueve el respeto a las particularidades de cada familia – etnia, religión, nacionalidad – , acompañándola a través de la toma de decisiones seguras e informadas.

La ordenanza apunta a evitar intervenciones innecesarias, que pueden provocar consecuencias físicas y psicológicas al cuerpo gestante y al bebé.

Convenio con la Universidad de Buenos Aires

Sin ningún voto en contra, se homologó el acuerdo con la casa de estudios que instaló una nueva sede del Ciclo Básico Común en el edificio del colegio Los Robles

Proyecto de Establecimiento de Límites y nombres de los barrios 

Fue presentado por la oposición y busca nombrar calles y barrios que actualmente son denominados bajo nombres informales. La idea es delimitar cada zona, para lograr una mayor organización geográfica. El proyecto pasó a la Comisión de Obras para analizar si necesita ser modificado.

Instalación de paneles solares

Se trata de una iniciativa del bloque de Juntos por el Cambio, para generar concientización y un uso adecuado de energías renovables, como así también, descomprimir el sistema eléctrico. Los paneles serían ubicados en zonas urbanas y rurales.

El proyecto pasó a la Comisión de Salud, con el apoyo del bloque oficialista, por lo que todo indica que será aprobado sin inconvenientes.

Pautas para la defensa y promoción del empleo local

En el caso de que se apruebe, toda obra pública y toda prestación de servicios que haga el Estado Municipal, privilegiará la contratación de trabajadores locales. Además, prescribe que que el personal del sector privado deberá estar conformado en un 75% por vecinos gilenses.

Los nuevos emprendimientos deberán presentar una declaración jurada, especificando el personal empleado, para comprobar que se cumple con la normativa. La oficina de empleo local, podrá brindarle su base de datos a quienes deseen contratar. En el caso de que haya cambios en el plantel laboral, esto deberá ser informado ante la Secretaría de Obras y Servicios Públicos.

El empleador quedaría exceptuado del cumplimiento de la ordenanza, en el caso de que desee contratar un profesional o técnico matriculado y no hubiere postulantes locales, o no tuvieran la experiencia necesaria. En ese caso, el empleador debería capacitar a trabajadores para que cumplan esa tarea. Por otro lado, se prevé castigar el incumplimiento de la normativa con una multa que puede ir de 1 a 20 salarios mínimos.

El proyecto fue aprobado unánimemente.

 

Comentarios facebook