Abandono: un sol con pocos “rayitos”

El ingreso a la ciudad.

El año pasado, mientras promediaba la campaña electoral, el intendente municipal Carlos Puglelli, en compañía de funcionarios, concejales y candidatos, inauguraron la flamante rotonda que une al Acceso Colón con la Avenida Ntra. Señora de Luján. Obra necesaria para esa arteria.

En su momento, el Ing. Daniel Martínez, secretario de Obras y Servicios, explicó cada detalle del proyecto, incluida la significación de la escultura central. Con sus palabras, destacó que la figura se trataba de un sol naciente que recreaba la idea de la marca – ciudad que se había diseñado un tiempo antes.

La idea, sin dudas era buena. Sin embargo, el tiempo pasó y nadie se encargó de “regar el sol”. El pasto jamás creció, las plantas de su alrededor se fueron secando y la imagen se empobreció considerablemente.

Este espacio evidencia en la actualidad un notable abandono en estas cuestiones estéticas. Poco se hizo para asegurar la buena ejecución de la idea y los resultados ahora son evidentes.

El ingreso a la ciudad, que debería estar bien cuidado, muestra otra cara. El sol nunca fue “radiante” y su alrededor tampoco. Hoy, ese sector específico refleja otra idea más parecida a la del “Monumento a la manguera” que a la que todos deseamos.

 

Comentarios facebook