Vender o no vender, de eso se trata

Lunes de furia. Tras el amplio triunfo del Frente de Todos en las PASO la semana comenzó con un cimbronazo económico. El dólar se disparó $10,75 pesos y cerró a $57,30 siendo la suba más alta desde la salida del cepo cambiario en diciembre de 2015.

El gobierno de Mauricio Macri volvió a devaluar bruscamente el peso argentino. En conferencia de prensa, el actual presidente culpó al kirchnerismo por la debacle financiera y económica de su Gobierno. Una situación que roza lo insólito.

Los dichos de Macri tuvieron respuesta: el dolor volvió a subir hoy al igual que el riesgo país. De hecho el Banco Nación vende a la divisa extranjera a $60, mientras el índice internacional alcanza hoy los 1567 puntos.

En este contexto de desconcierto son los comerciantes quienes peor la están pasando. “No vendas”, “no tenemos precio”, “vamos a esperar”, “aumentá entre un 20 y 25%”; son algunas de las frases que más se repiten en estas últimas horas.

Giles no es la excepción. Según pudo averiguar Infociudad, ya hay negocios que decidieron parar la venta de algunos productos específicos. El miedo de vender y no poder reponer está latente en los empresarios.

Por otro lado, algunos productores contaron que ya se enviaron nuevas listas con aumentos en alimentos y otros productos necesarios para la cadena. Es decir, algunos incrementos ya se oficializaron.

Esta semana gana la incertidumbre. Seguramente, y hasta que se alcance un equilibrio, muchos comerciantes no tendrán más remedio que esperar.

 

Comentarios facebook